CANCER DE MAMA….TAMBIEN EN NUESTRAS MASCOTAS

 

Hace unos días, el  19 de octubre, se celebró mundialmente el Día Internacional del Cáncer de Mama, con el objetivo de concienciar y sensibilizar a las personas de todo el mundo sobre la importancia de la prevención y la detección temprana de cualquier signo. Además, el mes de octubre es el Mes de Sensibilización sobre el Cáncer de Mama, celebrado para aumentar el apoyo y la atención a la sensibilización sobre el cáncer de mama en todos los miembros de la familia, incluidas las mascotas.

Mi mas profunda solidaridad para aquellas personas que han pasado o están pasando por esta tremenda lucha.

 

Los animales de compañía, del mismo modo que los humanos, gracias a los avances en la medicina veterinaria, logran tener una vida más larga y plena. No obstante, debido a que su esperanza de vida es cada vez más alta, hay más riesgo de que aparezca un cáncer, el cual es la principal causa de muerte en perros y gatos.

 

Según la Sociedad Veterinaria de Oncología Quirúrgica , los tumores de mama son el tumor más común en las perras, representando el 42% de todos los tumores y el 82% de los tumores reproductivos. De este porcentaje, el 41%-53% de los tumores mamarios en perras son malignos, de los cuales del 4% al 18% desarrollan carcinoma mamario inflamatorio. El riesgo de que una perra desarrolle un tumor mamario maligno es del 23% al 34%. Asimismo, los tumores de mama también pueden aparecer en perros machos, y en este caso, suelen ser malignos.

 

Desde la VSSO exponen también que la edad media de aparición se sitúa entre los 6 y 10 años y hay razas con más predisposición a los tumores de mama como por ejemplo  el pointer, el setter irlandés, el Spaniel bretón, así como el Springer Spaniel inglés, el Labrador retriever etc…Además, las dietas altas en grasas y la obesidad aumentan el riesgo de desarrollar un tumor mamario.

 

Por otro lado, los tumores mamarios son el tercer tumor más común en gatos y representan el 17% de todos los tumores en gatas, explica la VSSO. En los felinos, de un 85% a un 93% de los tumores suelen ser malignos. Además, la edad media de aparición de un tumor está entre los 10 y 12 años.

 

PREVENCIÓN DE TUMORES DE MAMA

 

Los expertos aseguran que la mejor forma de prevenir un tumor mamario o un posible caso de cáncer de mama en perras o gatas es la detección temprana de los signos de la enfermedad y la esterilización. En este sentido, el Colegio Estadounidense de Cirujanos Veterinarios (ACVS, por sus siglas en inglés) explica que, el principal signo de un tumor de mama es un bulto palpable bajo la piel del abdomen tanto en perros como en gatos. No obstante, señalan, pueden existir otros tipos de manifestaciones clínicas como secreciones en las glándulas mamarias, ulceraciones de la piel sobre una glándula, mamas con hinchazón aparente o con dolor, pérdida de apetito y de peso y una debilidad generalizada.

 

Los tumores mamarios son más habituales en perras sin esterilizar o que han sido esterilizadas después de los dos años, por eso la importancia de la esterilización, manifiestan desde la ACVS. Los tumores mamarios pueden aparecer con un riesgo de 0.5% si se esteriliza antes de los 6 primeros meses de edad, es decir, antes del primer celo; con un riesgo del 8% después del primer celo y con un 26% después del segundo celo. En el caso de los gatos, los que han sido esterilizados antes de los 6 primeros meses de edad tienen un riesgo 7 veces menor que desarrollar un cáncer o tumor mamario, y, en cualquier caso, señala, la esterilización a cualquier edad reduce el riesgo de tumores mamarios en un 40% al 60% de los gatos.

Por último, combinar una vida sana con una alimentación adecuada también puede ayudar a reducir las posibilidades de aparición de tumores de mama en las mascotas.

Un fuerte abrazo

Carlos Quintana

Tu correo electrónico no sera publicado *